Cómo no constiparse con los aires acondicionados

Cómo no constiparse con los aires acondicionados

13 de junio de 2019
Cómo no constiparse con los aires acondicionados 1

En verano, la climatización se convierte en un factor esencial de bienestar. Sin embargo, constiparse con los aires acondicionados es bastante fácil, por eso debemos adoptar precauciones para no terminar en las farmacias. A continuación, te contamos algunos consejos para prevenir estos constipados de verano.

 

Cómo no constiparse por el aire acondicionado

 

La principal causa de estos catarros deriva de las grandes diferencias térmicas que nuestro cuerpo soporta al entrar y salir de distintas instalaciones climatizadas.

Además, dado que el aire acondicionado suele refrigerar por convección —extrayendo la humedad ambiental—, reseca el ambiente y favorece la irritación de nuestras mucosas, quedando más expuestas a una posible infección. Igualmente, facilita la difusión de agentes patógenos, como el virus de la gripe.

Cómo-no-constiparse-con-los-aires-acondicionados-2 ¿Sabías que la mayoría de resfriados que se producen en verano vienen ocasionados por los cambios de temperatura que hay en el ambiente? Para evitarlos, controla el uso excesivo del aire acondicionado.

 

El cuarto motivo es que, al poner el aire acondicionado, cerramos los ambientes para aprovecharlo. Supone generar un ambiente cerrado en el que es más fácil contagiarse: si hablamos, tosemos o estornudamos, los virus seguirán ahí más tiempo.

 

10 trucos y precauciones con el aire acondicionado en casa o la oficina

 

1. Mantén el aire acondicionado a una temperatura moderada, y razonable: entre los 22 y los 24 ºC. No solo es una conducta ecológica que reduce el consumo energético, también favorece tu salud.

Medidas-para-no-constiparse-con-los-aires-acondicionados-3 Se recomienda programar el aire acondicionado para que actúe en determinados momentos. De esta manera, tendrás tu hogar aclimatado sin necesidad de tenerlo enchufarlo durante todo el día. 

 

2. Administra su uso. No lo utilices permanentemente: decide cuándo conviene o no ponerlo en función de las circunstancias. Al final de la tarde o a primera hora, puedes abrir las ventanas.

3. Evita que el chorro te apunte directamente al cuerpo. Colócate en una zona alejada del electrodoméstico o de la salida del aire. La diferencia es significativa.

Precauciones-con-los-aires-acondicionados-4 Al enchufarnos directamente el aire acondicionado lo que conseguimos es que estemos fresquitos en ese momento, mientras que, si nos cambiamos de sitio, volveremos a tener calor. Estos cambios de temperatura son los que pueden provocar resfriados. 

 

4. Ponte prendas finas. No resulta razonable pensar que, por ser verano, tenemos que estar en casa medio desnudos, como en una piscina o en la playa. En esta época del año, especialmente al encender el aire acondicionado, lo lógico es llevar un atuendo consecuente con el sentido común. Y, no lo dudes, si sientes que hace fresco, y no está en tu mano apagar o reducir el aire acondicionado, abrígate sin vergüenza.

5. Hidrátate con frecuencia. Bebe mucha agua, preferiblemente en pequeños y frecuentes sorbos. La sequedad de la garganta la hace más susceptible de enfermar. El agua es tu mejor aliado.

Cómo-no-constiparse-5 En verano, es recomendable beber mucha agua durante todo el día para evitar posibles deshidrataciones y golpes de calor.

 

6. También puedes aumentar la humedad de la sala colocando algunas plantas que transpiren agua, de esta forma conseguirás un ambiente más agradable y menos seco, que compensará el efecto del aire acondicionado.

7. La tercera alternativa es instalar un humidificador. Si ya te has constipado, ponle un poquito de eucalipto al agua y notarás una mejoría que te despejará.

8. No pierdas el control: sé empático y comunica con talante. El aire acondicionado es un habitual motivo de disputas en los ámbitos familiares y profesionales. Todos somos distintos, tenemos una mayor o menor sensibilidad térmica. Además, estudios recientes han demostrado que las mujeres rinden más a temperaturas más altas y los hombres a bajas. Es lógico, pues, que existan desencuentros. Por eso no debes imponer tus criterios ni enzarzarte en estériles discusiones ni disputas. Sé comprensivo y habla con el resto de los implicados para alcanzar un acuerdo razonable.

9. Ten mucho cuidado con los niños. Sus defensas suelen ser más débiles que las de los adultos, por lo que no están preparados para soportar esos cambios tan bruscos y radicales de temperatura. Pierden mucha más agua que los mayores, por lo que debemos estar especialmente atentos a la hora de ponerles y quitarles ropa en cada situación.

Prevenir-que-los-niños-se-constipen-con-el-aire-acondicionado-6 Si los niños van a estar en algún recinto donde esté puesto el aire acondicionado, cógele alguna chaqueta o prenda larga que le proteja de las bajas temperaturas.

 

10. Lo mismo ocurre con los ancianos, un factor de riesgo que se agrava por su escasa ingesta de agua. ¡Los abuelillos suelen beber muy poco! En ambos casos, niños y ancianos, tendrás que ser especialmente estricto en la aplicación de todos estos puntos preventivos.

Dar-un-buen-uso-a-los-aires-acondicionados-7 Los ancianos tienen un estado de salud más débil que otra persona y son más propensos a enfermar. Por este motivo, evita que freqüenten lugares fríos así como controlar que lleven una buena hidratación diaria.

 

Medidas útiles para prevenir problemas con otros aires acondicionados

 

En general, el anterior decálogo se puede aplicar a todo tipo de espacios climatizados. Las instalaciones y los edificios públicos, los medios de transporte, las cafeterías, los comercios, incluso los vehículos particulares pueden ser los focos de esos catarros veraniegos. No olvides aplicar esas medidas.

Sensibilizarnos y prevenir es la clave. Normalmente no está en nuestras manos evitar esos cambios tan bruscos de temperatura ambiental, pero sí podemos ponernos o quitarnos ropa según lo que haga falta. Incluso, a veces, debemos evitar entrar en ciertas condiciones, por ejemplo si hemos sudado demasiado y llevamos la ropa empapada.

En el coche, además, es malísimo mantener el aire acondicionado encendido durante todo el trayecto, sobre todo si este dura más de 2 o 3 horas. Es mejor pasar un poco de calor que soportar después un catarro.

Evitar-el-uso-excesivo-del-aire-acondicionado-en-el-coche-8 Se recomienda bajar las ventanillas del coche para que entre aire fresco en lugar de tener tanto tiempo enchufado el aire acondicionado.

 

Como ves, constiparse con los aires acondicionados no es una lucha perdida. Ahora ya sabes cómo plantar cara, ¿por qué no lo compartes en tus redes sociales?

 


1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)

Artículos que quizá te interesen

Cómo evitar un golpe de calor

24 de junio del 2019

Saber cómo evitar un golpe de calor es fundamental para evitar disgustos y graves peligros en nuestro entorno. En esta entrada te enseñamos a identificar, combatir y superar un golpe de calor. Una información muy útil... que puede salvarte la vida.

Consejos de seguridad en la piscina

12 de junio del 2019

El verano ya está aquí y ya va siendo hora de poner a punto la piscina de la familia. No obstante, procura garantizar la seguridad de los bañistas en todo momento. ¡Sigue estos consejos!

Trucos para dejar de fumar

31 de mayo del 2019

Dejar de fumar es fácil si sabes cómo. Tu adicción es 95 % mental, no física. Por eso, bien mentalizado e incorporando hábitos saludables, podrás vencer la batalla a este vicio que puede llegar a matarte. Te contamos cómo hacerlo.