Alerta para perritos y gatitos: Así puedes aliviar el calor de tu mascota

Alerta para perritos y gatitos: Así puedes aliviar el calor de tu mascota

13 de junio de 2018
calor-perritos-gatitos

El verano es la época más divertida del año, pero tampoco todo es de color de rosa. Las altas temperaturas arrasan con fuerza y hacer frente al calor soporífero de los meses que quedan por delante no es tarea fácil. Lo mismo les ocurre a nuestros perritos y gatitos, que ven afectado su bienestar e incluso puede llegar a peligrar su salud…

De hecho, según explican desde la revista de la Asociación Madrileña de Veterinarios de Animales de Compañía (AMVAC), el golpe de calor es una urgencia médica y, por tanto, es importante reconocer los síntomas (jadeo, vómitos, pérdida de consciencia) para acudir a consulta veterinaria lo antes posible.

No obstante, aunque tus fieles amigos peludos no hayan llegado hasta ese punto, también debes tomar precauciones para garantizar su seguridad y bienestar. ¿Estás listo para pasar una temporada estival sin preocupaciones?

via GIPHY

 

7 consejos para que tus mascotas no pases calor este verano

 

En este contexto, te mostramos los mejores trucos para prevenir los golpes de calor en tus mascotas, así como para refrescar a tus perros y gatos esos días estivales en los que las temperaturas aprietan con fuerza:

1. Hidratación extra

Tanto los perros como los gatos deben contar con agua fresca y limpia en sus bebedores en todo momento. No obstante, también puedes probar otras medidas de hidratación: siempre puedes congelar un poco de pienso en un recipiente con agua como si se tratara de un molde. Tu mascota tendrá un juguete nuevo con recompensa en forma de helado y se irá hidratando mientras se divierte.

mascotas-hidratar

No olvides comprobar todos los bebedores cada cierto tiempo, ya que el agua podría haberse calentado demasiado o incluso haberse evaporado.

 

2. Córtale el pelo

Si tu perrito o gatito lo necesitara se le puede recortar un poco el pelaje para evitar el exceso de sudoración. Eso sí, siempre con cuidado… El pelo nunca debería ser inferior a los dos centímetros de longitud. Si además le cepillas habitualmente, evitarás que se le acumule el pelo muerto.

mascotas-cortarpelo

Puedes hacerlo tú mismo, aunque te recomendamos recurrir a las peluquerías caninas para un mejor resultado).

 

3. Transporte fresquito

Viajar en verano es uno de los momentos más delicados para nuestros perritos y gatitos, así que en el caso de no contar con un vehículo con aire acondicionado procura hacerte con un ventilador portátil. Otra opción en llevar recipientes congelados para que puedan estar más frescos.

mascotas-transporte

Recuerda que nunca debes dejar a tus mascotas dentro del coche aunque se trate de un periodo corto de tiempo.

 

4. Moja a tu mascota

Para refrescar a tus perros y gatos en los picos de más calor puedes mojarles la cabeza, las patitas y las almohadillas con un pulverizador. Si tienes jardín también puedes poner una piscina para animales, aunque no a todas las razas les gusta darse un baño de vez en cuando por voluntad propia.

mascotas-mojar

Puede que al principio no les haga demasiada gracia, pero enseguida te lo agradecerán y estarán encantados…

 

5. Adapta su sitio de descanso

Despoja de mantas, cojines y otros atuendos de abrigo el lugar donde duerme el perro o el gato en invierno. Si le gusta ese mismo sitio no dudes en incluir una camita de un material transpirable. ¡Es importante no incrementar su temperatura corporal!

6. Refresca el ambiente

Bajar la temperatura de las estancias ayuda a que tus mascotas asienten la suya y recuperen el confort hogareño al que están acostumbrados.

mascotas-ambiente

Seguro que alguna vez te has encontrado a tu perrito o gatito echándose una siestecita en frente del ventilador.

 

7. Reduce su actividad física

Los gatitos son más independientes y caseros, por lo que ellos mismos decidirán cuando salir al jardín o subirse al alféizar de la ventana. En cambio, en el caso de los perritos habría que reducir sus tiempos de paseo y evitar las horas centrales del día, especialmente si se trata de cachorros o de perros mayores.

Ahora que ya sabes cómo lidiar con el calor de tus mascotas, ¿a qué esperas para disfrutar del verano con ellas y de ganar juntos la batalla al calor?